Norte, peligroso para la prensa


Por Ricardo Gómez y Horacio Jiménez, publicado en Universal

El fiscal especial para la Atención de Delitos Cometidos en contra de la Libertad de Expresión (FEADLE) de la PGR, Gustavo Salas, reveló ante legisladores que el mayor número de asesinatos de periodistas se presentan en el norte del país.

De septiembre a la fecha —informó— se ha ejercido acción penal contra 40 presuntos responsables por delitos como abuso de autoridad, amenazas, lesiones calificadas, robo calificado, daño en propiedad ajena agravado y tentativa de homicidio, siendo hasta ahora los autores de estas conductas, en su mayoría, servidores públicos de los tres niveles de gobierno. “Uno de los indicadores, hasta ahora identificado, es la perniciosa presencia del narcotráfico en ciertas regiones del país, que me parece que incide en el incremento de esta violencia hacia los comunicadores”, dijo.

Salas compareció ayer ante la Comisión Permanente, para dar un informe de su gestión y reveló que hay 150 asuntos en trámite.

Dio a conocer que hasta 2011 tienen reportados 76 homicidios de periodistas y al 31 de julio de este año registran 13 desapariciones; han efectuado el estudio de 49% de los expedientes existentes, además de que realizan 126 investigaciones.

Afirmó que en el caso de homicidio calificado y privación ilegal de la libertad “se han consignado a peligrosos narcotraficantes y se han atraído otras investigaciones donde se acredita la participación de estos criminales”.

El fiscal aceptó que los resultados hasta el momento no les satisfacen, pero trabajan para revertir la situación.

Reconoció que necesitan un nuevo marco legal, para impedir el reparto de culpas entre autoridades y tener claras las atribuciones de cada una.

Sobre los asuntos resueltos, dijo que son “muy pocos, porque no teníamos ni sabíamos de cuántos asuntos se trataban, cuando llegamos”.

Destacó avances, como la conformación de expedientes y una mayor colaboración con la SIEDO, y ahora con cada detención de capos, la fiscalía acude a interrogarlos para investigar agresiones a periodistas.

Salas reconoció que las amenazas contra los periodistas y comunicadores mexicanos “son reales y serias”, por lo que todos debemos ser corresponsables para enfrentarlas.

Sobre el nivel de cooperación, dijo que hay estados que les han negado el cumplimiento de medidas cautelares, y se han negado a cooperar, al alegar falta de personal e invasión de competencias, así como la violación a la soberanía de los estados.

De acuerdo con el informe de la FEADLE Chihuahua, Guerrero y Tamaulipas son las tres entidades más inseguras para los periodistas. En 11 años han asesinado a igual número de periodistas en cada una de las entidades.

De acuerdo con las estadísticas, 50% de los homicidios contra ellos se registra en el norte del país con 38; el centro lleva un registro de 11 (14%) y el sur con 27 (36%).

Según el informe, Michoacán es el estado con mayor número de desapariciones de periodistas (cuatro).

El norte es la zona más “complicada” para los informadores, pues han desaparecido seis; cuatro en el centro y tres en el sur.

Hasta el 31 de julio, la FEADLE registró 23 atentados contra medios de comunicación.

Ver nota original

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s