Exigen periodistas cesar asesinatos y amenazas


Por José Reveles, publicado en El Financiero

La demanda de esclarecimiento de más de cien asesinatos cometidos contra periodistas en 11 años de gobiernos panistas (59 sólo durante la administración de Felipe Calderón), la aparición con vida de 13 informadores desaparecidos, el cese de amenazas, hostigamientos y crímenes contra informadores, todo está contenido en un documento que tuvo sello de recibido a las 16:30 horas del viernes pasado en Los Pinos.

El pliego petitorio, firmado por varios organizaciones gremiales, afirma que el asesinato, el secuestro, la intimidación, la amenaza a los comunicadores sociales y la destrucción material de medios “viola los derechos fundamentales de las personas y coarta severamente la libertad de expresión”, tal como lo define la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Entregado también al jefe de gobierno del Distrito Federal Marcelo Ebrard y al procurador Miguel Ángel Mancera, el escrito le solicita dejar de emitir juicios de valor sobre la moral de las víctimas (en el caso del doble feminicidio de Marcela Yarce y Rocío González Trápaga ocurrido hace casi dos semanas) y realizar una investigación a fondo y castigar a los culpables de crímenes cometidos con saña.

La carta va dirigida también a Francisco Blake, secretario de Gobernación, y a Marisela Morales, procuradora general de la República.

Las organizaciones estiman que se han incrementado las agresiones, la impunidad, la censura y la inseguridad para los periodistas. “Hay demandas judiciales y castigos a medios de comunicación críticos al gobierno (sobre todo a partir de la publicidad que se paga con dinero del erario), con mecanismos indirectos que coartan la libertad”.

Éstas y otras peticiones se dieron a conocer a cientos de informadores que marcharon ayer al mediodía del Ángel de la Independencia a Gobernación, haciendo un alto y mitin frente a la PGR.

Y es que esa dependencia federal tiene una fiscalía especial en agresiones a periodistas que tampoco ha dado los resultados apetecidos.

Como expresó allí Miguel Badillo, director de la revista Contralínea -en la que laboraba Marcela Yarce y con quien mantenía cercanía González Trápaga- “marchamos también el año pasado y no solamente no hay resultados sino que ahora tenemos que tomar la calle nuevamente para el esclarecimiento del doble feminicidio” de las compañeras, además de los anteriores.

Sin recursos legales

Los marchistas expresaron su “basta ya” a tanto crimen y tanta impunidad en el país.

Algunos son ya crímenes de odio de la autoridad contra los periodistas. El alma de la marcha era la frase: “El peor crimen es el silencio”, como recordó Rogaciano Méndez -del Sindicato Nacional de Redactores de la Prensa- y como aparecía en mantas y pancartas.

La abogada Perla Gómez lamentó que no hay recursos legales ni acción oficial para solucionar los crímenes contra informadores, mientras que se utilizan viejísimas leyes -como la de imprenta de 1917- para todavía emplearla para demandar a periodistas.

“Justicia, verdad, reparación, no repetición de los crímenes, es lo que exigimos”, dijo a su vez David Peña, de la Asociación Nacional de Abogados Democráticos.

Se recordó a los gobiernos federal y local que este 2011 han sido asesinados Noel López Olguín, el 8 de marzo en Veracruz; Luis Ruiz Carrillo y José Luis Cerda Méndez, el 25 de marzo en Monterrey; Miguel Ángel López Velasco y Yolanda Ordaz, ambos en Veracruz el 20 de junio y el 26 de julio; Humberto Millán, el 25 de agosto en Culiacán, Sinaloa, además de que fue desaparecido en Guerrero Marco Antonio López Ortiz desde junio 7. Otros ataques hicieron víctimas a la repartidora de periódicos Maribel Hernández, en Ciudad Juárez, y del ingeniero Rodolfo Ochoa Moreno, el 9 de febrero en Coahuila.

Por lo que hace a Marcela y Rocío, contra la primera versión de la autoridad de que no hubo tortura estremece saber que fueron secuestradas, incomunicadas, golpeadas, vejadas, estranguladas, con dos disparos cada una y abandonadas desnudas en un parque público de Iztapalapa.

Los crímenes contra periodistas -se insistió también frente a Gobernación- “son una llaga para el gremio y para toda la población en un país bañado en sangre que llora hoy a más de 50 mil personas asesinadas” durante este gobierno. 

ver nota original

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s