Detenciones sin juez, cateos sin permiso, plagios sin prensa…


Por David Saúl Vela, publicado en La Razón

La iniciativa de decreto del nuevo Código Federal de Procedimientos Penales que presentó la Presidencia de la República al Congreso, prevé atribuciones para el Ministerio Público y la policía que hasta ahora son exclusivas de los jueces.

El objetivo, justifica el texto publicado en la Gaceta Parlamentaria de la Cámara de Diputados, es agilizar la actuación ministerial de la autoridad en contra de la delincuencia organizada.

Así por ejemplo, en los 595 artículos y 11 transitorios que comprenden el nuevo código, se abre la posibilidad de “detenciones urgentes” por riesgo de fuga, las cuales serían autorizadas por un Ministerio Público y no por el Juez.

Dicha medida podría aplicarse para una gama de más de 70 delitos que son considerados como graves.

Igualmente, advierte que ya no se necesitará de la autorización de un juez para la realización de operaciones encubiertas, entrevista a testigos, revisión de personas, e inspección de vehículos.

También prevé la utilización de las nuevas tecnologías, como grabaciones en audio y video, o cualquier otro tipo de implementos, para dejar constancia fehaciente de diversas evidencias y probanzas.

Así, por ejemplo, se podría evitar la solicitud a un juez para autorizar la intervención de llamadas telefónicas, esto si uno de los interlocutores es quien graba la conversación, “así no se viola el principio de confidencialidad”, justifica.

Y precisamente en lo relacionado a la difusión y que involucra a los medios de comunicación, este código prevé impedir a los medios hacer difusión de casos de secuestro con “el fin de evitar que se ponga en riesgo la vida de las víctimas”.

Otro aspecto calificado como innovador es la prueba anticipada, en la que un testigo podría, por ejemplo, ser entrevistado, actuación que será videograbada y utilizada con posterioridad, incluso, si la persona ya falleció.

A las policías les da atribución para asegurar bienes y solicitar a cualquier autoridad, persona o empresa, los informes necesarios para sus investigaciones, lo cual a la fecha es atribución del Ministerio Público.

De la misma forma, se advierte que con base en el principio de presunción de inocencia, la prisión preventiva deja de ser considerada la medida cautelar más importante.

Dicha figura sólo aplicará de oficio en casos de delincuencia organizada, violación, narcotráfico, trata de personas, o en delitos cometidos por medios violentos. En los demás casos quedará a criterio del juez.

En lugar de la prisión preventiva se enumeran otras 14 distintas medidas cautelares que podrían ser solicitadas con el juez, además de que se aceptarán las existentes en otras leyes complementarias.

El proyecto Código es acorde al modelo procesal planteado en la reforma constitucional de 2008, la cual busca transformar el sistema de justicia penal en uno de corte acusatorio adversarial.

Artículos Polémicos

79, de la Publicidad: Cuando se trate de delitos como el secuestro, se podrá restringir la publicidad de las audiencias.

158, Obligaciones de la Policía: Por orden del MP los agentes podrán detener a alguien en caso de urgencia.

295, Sin necesidad de autorización de un juez: Revisión de personas, inspección de vehículos, operaciones encubiertas, entrevistas a testigos, etc.

305, Aportación de Comunicaciones: Cuando particulares obtengan directamente una comunicación podrán aportarlas voluntariamente en un proceso.

ver nota original

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s